Estándar
Passivhaus

Aunque en Alemania se llevan haciendo Casas Pasivas desde finales de los años 80, en España es un estándar relativamente nuevo que se está abriendo camino. A pesar de la relativa novedad, hay ya muchas viviendas Passivhaus construidas en toda la península aunque este tipo de edificaciones tiene sus particularidades en España: en su mayoría, no tenemos que protegernos tanto del frío como del calor. Por ello es tan importante un diseño que siga las premisas de la arquitectura bioclimática para partir de una buena base y lograr edificios con un consumo muy bajo y un alto confort interior, independientemente de las temperaturas exteriores.

¿Cuáles son los requerimientos de un edificio Passivhaus?

Tener una demanda de calefacción y de refrigeración muy bajas, reducir al máximo las filtraciones de aire mediante una estanqueidad alta, y tener un uso de energía primaria reducido (calefacción, agua caliente y electricidad). 

Los números del Passivhaus son:

> Demanda de calefacción < 15Kw·h/m2·año
> Demanda de refrigeración < 15Kw·h/m2·año
> Estanqueidad < 0.6 renovaciones de aire por hora
> Demanda energía primaria < 120 Kw·h/m2·año

Estándar
Passivhaus

Aunque en Alemania se llevan haciendo Casas Pasivas desde finales de los años 80, en España es un estándar relativamente nuevo que se está abriendo camino. A pesar de la relativa novedad, hay ya muchas viviendas Passivhaus construidas en toda la península aunque este tipo de edificaciones tiene sus particularidades en España: en su mayoría, no tenemos que protegernos tanto del frío como del calor. Por ello es tan importante un diseño que siga las premisas de la arquitectura bioclimática para partir de una buena base y lograr edificios con un consumo muy bajo y un alto confort interior, independientemente de las temperaturas exteriores.

¿Cuáles son los requerimientos de un edificio Passivhaus?

Tener una demanda de calefacción y de refrigeración muy bajas, reducir al máximo las filtraciones de aire mediante una estanqueidad alta, y tener un uso de energía primaria reducido (calefacción, agua caliente y electricidad). 

Los números del Passivhaus son:

> Demanda de calefacción < 15Kw·h/m2·año
> Demanda de refrigeración < 15Kw·h/m2·año
> Estanqueidad < 0.6 renovaciones de aire por hora
> Demanda energía primaria < 120 Kw·h/m2·año

Cómo se consigue

Aplicando medidas pasivas de diseño y poniendo todo el esfuerzo en la envolvente del edificio: muros exteriores, ventanas, cubierta y suelo deben tener unas prestaciones excelentes para minimizar las pérdidas o ganancias de calor indeseadas. 

En resumen, los 5 pilares del Passivhaus son:

> Un alto aislamiento térmico
> Ventanas de muy buenas prestaciones
> La ausencia de puentes térmicos
> Estanqueidad al aire
> Ventilación con recuperación de calor

Cómo se consigue

Aplicando medidas pasivas de diseño y poniendo todo el esfuerzo en la envolvente del edificio: muros exteriores, ventanas, cubierta y suelo deben tener unas prestaciones excelentes para minimizar las pérdidas o ganancias de calor indeseadas. 

En resumen, los 5 pilares del Passivhaus son:

> Un alto aislamiento térmico
> Ventanas de muy buenas prestaciones
> La ausencia de puentes térmicos
> Estanqueidad al aire
> Ventilación con recuperación de calor

Estanqueidad al aire, puentes térmicos y ventilación mecánica controlada, ¿qué significa?

Las infiltraciones de aire y los puentes térmicos que se dan en la mayoría de construcciones tradicionales se deben a una mala ejecución de las uniones entre distintos materiales o elementos constructivos (encuentros de ventanas con muro, de forjado con fachada, aleros, etc.). Ambos provocan finalmente flujos de calor entre interior y exterior y esta situación puede generar disconfort y hasta condensaciones superficiales y hongos.

La estanqueidad al aire en las casas pasivas se logra asegurando la continuidad de la envolvente mediante la colocación de láminas, cintas de estanqueidad, o una capa de yeso o de hormigón que deberá ser continua. 

Los puentes térmicos se solucionan cuidando el detalle constructivo de cada encuentro entre los diferentes elementos, asegurando que todos los puntos críticos de la casa están correctamente aislados. 

El sistema de ventilación mecánica con recuperador de calor es el engranaje que permite el funcionamiento de una casa pasiva, podríamos denominarlo el “pulmón” del edificio. Asegura la higienización del aire interior sin provocar pérdidas de energía.

 

¿Cómo saber si el proyecto diseñado cumple con el estándar?

Latitud 40º utiliza la herramienta oficial del Passivhaus Institut, el PHPP, que controla que el edificio cumplirá con las exigencias del Passivhaus.

Este programa es una herramienta muy útil durante la fase de diseño, dado que muestra las demandas del proyecto en función de sus características específicas como, por ejemplo, el tamaño y orientación de ventanas, las protecciones solares planteadas, la transmitancia térmica de los materiales, etc. Con los resultados que refleja el PHPP, vamos modificando el diseño del edificio para mejorar su eficiencia energética. 

Durante la fase de obra, es imprescindible que todos los agentes estén implicados y formados en el Passivhaus, dado que es un estándar muy exigente. El test final que nos dice si la estanqueidad está bien ejecutada es el blower-door. 

Es importante la formación y el continuo aprendizaje en este estándar: Latitud 40 tiene, en su equipo, una persona que es Certified Passivhaus Designer, además de contar con arquitectos técnicos o constructores formados en el Passivhaus. 

Ventajas del estándar Passivhaus 

  • Temperatura confortable todo el año.
  • Ahorro energético y económico. 
  • Salud y alta calidad del aire interior. 

¿Cómo saber si el proyecto diseñado cumple con el estándar?

Latitud 40º utiliza la herramienta oficial del Passivhaus Institut, el PHPP, que controla que el edificio cumplirá con las exigencias del Passivhaus.

Este programa es una herramienta muy útil durante la fase de diseño, dado que muestra las demandas del proyecto en función de sus características específicas como, por ejemplo, el tamaño y orientación de ventanas, las protecciones solares planteadas, la transmitancia térmica de los materiales, etc. Con los resultados que refleja el PHPP, vamos modificando el diseño del edificio para mejorar su eficiencia energética. 

Durante la fase de obra, es imprescindible que todos los agentes estén implicados y formados en el Passivhaus, dado que es un estándar muy exigente. El test final que nos dice si la estanqueidad está bien ejecutada es el blower-door. 

Es importante la formación y el continuo aprendizaje en este estándar: Latitud 40 tiene, en su equipo, una persona que es Certified Passivhaus Designer, además de contar con arquitectos técnicos o constructores formados en el Passivhaus. 

Ventajas del estándar Passivhaus 

  • Temperatura confortable todo el año.
  • Ahorro energético y económico. 
  • Salud y alta calidad del aire interior. 

Ventajas del Estándar Passivhaus

Ventajas del Estándar Passivhaus

Confort

 En una casa pasiva no se sienten las corrientes de aire debido a una mala ventana o al mal aislamiento, como sucede en las viviendas tradicionales. Además,estamos a una temperatura adecuada durante todo el año.

Ahorro

Ahorro energético y económico. Al mejorarla envolvente del edificio pasaremos menos frío o calor dentro de casa, por lo que necesitaremos menos calefacción (o refrigeración).

Salud

Gracias a la alta calidad constructiva, no aparecen humedades ni moho. Además, el sistema de ventilación que renueva constantemente el aire nos asegura una muy alta calidad del aire interior, sin los alérgenos y la contaminación exterior.

Confort

 En una casa pasiva no se sienten las corrientes de aire debido a una mala ventana o al mal aislamiento, como sucede en las viviendas tradicionales. Además,estamos a una temperatura adecuada durante todo el año.

Ahorro

Ahorro energético y económico. Al mejorarla envolvente del edificio pasaremos menos frío o calor dentro de casa, por lo que necesitaremos menos calefacción (o refrigeración).

Salud

Gracias a la alta calidad constructiva, no aparecen humedades ni moho. Además, el sistema de ventilación que renueva constantemente el aire nos asegura una muy alta calidad del aire interior, sin los alérgenos y la contaminación exterior.

¿Estás interesad@ en construir bajo el Estándar Passivhaus?