CASA PÉTALOS

Vivienda bioclimática

> UBICACIÓN: Méntrida, Toledo. 
> LATITUD: 40.2ºNorte 
> SUPERFICIE: 103m2
FASE: Obra terminada
> 
FECHAS PROYECTO: 2018
>
SOLUCIÓN CONSTRUCTIVA: Entramado ligero de madera
CALIFICACIÓN ENERGÉTICA: A

Descripción del proyecto

David y Merce tenían claro que querían una casa hecha con materiales naturales, saludables y con un consumo muy bajo en energía.  

La parcela es rectangular y tiene bastante pendiente pero consta de una plataforma plana donde se puede ubicar fácilmente una edificación de 100m2, desde donde tiene vistas y recibe una incidencia solar correcta.  

Se han tenido en cuenta los siguientes elementos para el diseño: 

  • La rampa de acceso y las edificaciones existentes 
  • La piscina próxima 
  • El recorrido solar y la orientación 
  • Las vistas 
  • las líneas telúricas de la parcela: un estudio que los propietarios llevaron a cabo anteriormente para conocer el emplazamiento ideal de algunas estancias de la casa. En teoría, elugar donde se cruzan las líneas de Hartmann y Curry no es propicio para ubicar muebles como la cama o el sofá, dos sitios donde la persona está en reposo. El estudio de estas redes marcó cuál debía ser la situación exacta de la cama de matrimonio, de 2x2m.  

La planta se organiza en forma de “flor”, con un elemento central (el distribuidor) y los pétalos a su alrededor, que son las distintas estancias (dos dormitorios, dos baños, y un salón-cocina). El cuarto de instalaciones se ubica junto a la cocina y alberga la unidad interior de aerotermia y la máquina de ventilación higiénica controlada con recuperador de calor. Unos paneles fotovoltaicos situados en la cubierta plana completan la instalación.  

Para la construcción de la Casa Flor, se ha utilizado un entramado ligero de madera, entre el cual se ha colocado un aislamiento de lana mineral. Para mejorar las características térmicas de la fachada, se coloca un SATE (sistema de aislamiento térmico por el exterior) de fibra de madera con un acabado de mortero al silicato.  


Fotografía: Adriana Martínez  | En colaboración con 100x100Madera.

Imágenes del proyecto